La serie Vástagos lleva más allá la reflexión histórica, aludiendo a la posición de la pintura contemporánea y su continua muerte anunciada. En el lienzo, el punto de vista fotográfico une escenas de exposiciones vistas desde hojas de banano que se interponen ante la mirada del espectador. Así, las obras de Ellsworth Kelly, Blinky Palermo e Imi Knoebel se revelan entre el follaje tropical, creando metapinturas interrumpidas por la naturaleza. De esta manera, Villalobos pone en relación la capacidad de supervivencia del árbol tropical con las condiciones extremas en las que perdura y se expande la pintura contemporánea.